Google+ Descuento de pagarés: Mejore los resultados de su pyme mediante la formación

Mejore los resultados de su pyme mediante la formación

Una de las características que durante años se ha criticado a las pymes (recordemos que constituyen la mayor parte del tejido empresarial español) es la poca formación empresarial que tienen sus responsables. En muchas ocasiones, las empresas familiares se centran en pasar el conocimiento a la siguiente generación y dejan los asuntos  administrativos y de gestión en mano de asesorías.

Incluso en muchas pequeñas empresas recién constituidas, los encargados se centran en desarrollar una única tarea que han aprendido por anteriores experiencias, sin intentar aportar nuevos valores que diferencien sus nuevas empresas de las ya existentes. La única diferencia es que se centran en territorios relativamente alejados de sus antiguas empresas.

emprendedores formacion
Una matrícula universitaria parcial permite conciliar trabajo y formación

Aunque la acumulación de conocimientos a través de años en el caso de empresas familiares o la capacidad de búsqueda de nuevas zonas por explotar son habilidades a tener en cuenta, en muchos casos serán necesarios una serie de conocimientos para dar un paso más y poder gestionar la empresa desde una perspectiva más profesional.

Saber qué procesos se pueden externalizar, la rentabilidad exacta de los distintos proyectos, cómo  explorar nuevos nichos o cuál es la mejor opción para obtener financiación más allá de solicitar un crédito (muchas veces a título personal para financiar un proyecto empresarial) son algunos de los ejemplos que puede aportar la formación a los pequeños empresarios. Se trata, en definitiva, de otorgar de más herramientas a los pequeños empresarios para que su empresa cumpla con todos sus objetivos.

Lo interesante es que hay varias formas de adquirir una formación que permita ofrecer una base sólida. Queremos poner énfasis en la educación universitaria para todos aquellos que puedan acceder a ella.  Una opción muy interesante es realizar una matrícula parcial. Con ello se consigue una forma de compatibilizar el trabajo con la formación (ya que no se asiste a un curso completo) eligiendo las asignaturas que más nos puedan aportar.

Además todo ello con un precio relativamente reducido en comparación con cursos privados de contenido similar. Y en la gran mayoría de los casos con grandes profesionales de la docencia y la empresa, con la posibilidad de realizar tutorías que nos puedan servir como un punto de partida para mejorar nuestra gestión.

Una primera aproximación a las facultades universitarias pueden aportarnos mucho a un precio reducido, tanto en términos de tiempo como monetarios. Además, dada la crisis, son muchas de las personas que a pesar de tener años de experiencia o una edad avanzada han decidido asistir a clases, por lo que también es posible empezar a crear contactos con otros empresarios o futuros emprendedores, así como hacer uso de los distintos usos y acuerdos que las universidades pueden ofrecer para favorecer las relación empresa-universidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario